sábado, 17 de marzo de 2012

Misógino castigado por Peña... 

Ayer escribí sobre el diputado priista Francisco Moreno, quien, hasta ayer, fue candidato al Senado por el estado de Morelos.

Amigo personal de Enrique Peña Nieto, Moreno pagó muy caro su error de hacer comentarios misóginos en la Cámara de Diputados.

Carambas, ni en la edad de piedra se pensaba que las mujeres bonitas son meretrices como dijo ese representante del PRI quien, para colmo, ni siquiera citó correctamente una frase de Gonzalo N. Santos.

Quizá el señor Moreno expresó semejante barbaridad convencido de que, por su amistad con Peña Nieto, nada le iba a pasar.

Pero ya le pasó. El PRI lo castigó quitándole la candidatura al Senado.

Reproduzco lo expresado por Francisco Garfias, de Excélsior:

“El trancazo se produjo en la madrugada  del viernes. El war room de la campaña de Peña Nieto acababa de tomar una decisión irrevocable: bajar a Paco Moreno de la candidatura al Senado. El candidato presidencial fue consultado. Moreno es su amigo. A Peña le dolió, pero se olvidó del cuatachismo. Dio luz verde al relevo. Había que mandar un mensaje de firmeza. Su lugar como número uno de la  fórmula del PRI para Morelos será ocupado por una mujer: la diputada Rosalina Mazari Espin o Cristina Ríos, ex dirigente de la Fundación Colosio en Morelos.

La tarea de comunicar la decisión a Paco recayó en el mismísimo Pedro Joaquín Coldwell”. 

Moreno, cuando se enteró de la sanción dijo: “Son muy duros, no se vale”.

¿Muy duros? Creo que él merecería todavía un castigo mayor.

Aplaudo la decisión del PRI, pero me preocupa que solo ese partido, que se supone representa lo peor del pasado político en México, muestra tendencia a rectificar.

Porque militantes de todos los partidos se han equivocado y, hasta el momento, ni en el PAN ni en la izquierda mexicana (PRD-PT-Moviiento Ciudadano) han castigado a nadie.

Si no aprenden a corregir y a sancionar, panistas e izquierdistas le darán ventaja excesiva a los priistas. Y en el pecado terminarán llevando la penitencia.

No hay comentarios: