miércoles, 7 de septiembre de 2011

AMLO, un general debilitado por las heridas

Este no es el López Obrador que conocíamos. No reconozco en el Andrés Manuel que hoy habló con Carmen Aristegui al guerrero indomable que nunca se echó para atrás en la batalla. Sospecho que tantos golpes recibidos durante tantos años ya lo han debilitado, le han quitado energía, le han hecho perder el empuje.

No voy a defender a Martí Batres, ese no es el punto. Solo estoy mencionando, lo que ya otros han dicho en estas horas, que Andrés Manuel ha enviado el peor mensaje a sus seguidores, el de que es un general que ya no está dispuesto a dar la batalla por su gente.

¿Qué estará pensando Ricardo Monreal, que tanto se la ha jugado por López Obrador? Seguramente se dirá a sí mismo que en cuanto se meta en problemas por defender a AMLO, el tabasqueño le va a dar la espalda. Lo mismo pensarán Alberto Anaya, Dante Delgado (@DanteDelgado), Alfonso Durazo (@AlfonsoDurazo), Jesusa Rodríguez, Héctor Vasconcelos, y tantos otros personajes que todo lo han arriesgado por el proyecto lopezobradorista.

Después de años de exigir un comportamiento vertical sustentado en el hecho de que nadie en el movimiento debía, ya no se diga saludar a Felipe Calderón, sino ni siquiera reconocerlo como el presidente, salir ahora, como lo hizo AMLO con Aristegui, con la declaración de que eso no tiene importancia, pues habla de que López Obrador está en serios problemas para conservar la serenidad y la fortaleza de ánimo que se necesitan para encabezar un ejército en el gran combate que viene.

El general está herido, sin fuerza, desfalleciente. Y la tropa desmoralizada y sin rumbo. Mal augurio.

3 comentarios:

rosa maria dijo...

Natalia, no creo que Andres Manuel estè debilitado, como tampoco creo que tu creas eso, Obrador es màs politico que la mayorìa de los que ocupan puestos en la actual administraciòn, no serà que està usando la estrategia "repliègate para avanzar"?

Adn dijo...

Si bien la declaración de AMLO hoy con Aristegui no fue la más afortunada, rechazo que sea una muestra de debilidad de él para con sus seguidores, fue una respuesta política a una diferencia política. Dudo que Batres y AMLO no se hayan comunicado previo a la entrevista.

Alberto Ruiz dijo...

Natalia, a pesar de casi coincidir contigo, me permito sólo recomendarte leer la biografía de Lula Da Silva, especialmente en su moderación en el mensaje entre la primera y la tercera candidatura.
Entender muchas de las cosas que están pasando implica un ejercicio de lectura política a la que no estamos acostumbrados.
Pensando mal, casi me puedo atrever a eculubrar (así) que parte de ello esta planeado para dar raiting al candidato de la izquierda.
Un gran saludo y felicidades por lo metódica en la reflexióm