sábado, 14 de mayo de 2011

Y “El Chicharito” triunfó sin Twitter

En noviembre del año pasado publiqué una columna titulada “¡El Chicharito no está en twitter!” (http://sdpnoticias.com/sdp/columna/natalia-colmenares-natcolmenares/2010/11/03/1150475).

La redacté después de que Federico Arreola me llamara para hacerme, dijo, “una pregunta importante": ¿Por qué Javier “El Chicharito” Hernández no tuitea? Desde luego, yo no conocía la respuesta a esa pregunta y, ahora mismo, ignoro si el campeón del futbol de Inglaterra nacido en Guadalajara dedica parte de su tiempo a opinar y dialogar en Twitter. En su momento, para Arreola era importante el tema porque lo iba a entrevistar acerca de eso la reportera Arelette Robledo del Canal 22.

El hecho es que, en noviembre del año pasado, “El Chicharito” no tuiteaba, a diferencia de muchas otras figuras del deporte, los espectáculos, la cultura, la economía y la política.

No tuiteaba Javier Hernández, ¡y no necesitaba hacerlo para ser un verdadero líder! Dije en su momento: “Y, pues ni hablar, creo que un triunfador de su talla no necesita de las redes sociales, en las que a veces, sin duda, da pena encontrarse a figuras de la política, como el señor Vicente Fox presumiendo que sabe que Jorge Luis Borges ganó alguna vez el Nobel de Literatura. Tuitee o no, el Chicharito es un ejemplo”.

A sus 22 años de edad ya es campeón en Inglaterra con el Manchester United y, en unos días, podría coronarse campeón de Europa si su equipo vence al Barcelona. Admirable muchacho.

Tal vez Javier “El Chicharito” Hernández sea el mexicano más destacado internacionalmente en dos actividades: el deporte y los negocios. Porque si bien el futbol requiere de un considerable esfuerzo físico, el que se practica profesionalmente en Europa puede considerarse entre las industrias más rentables en el mundo.

En aquella columna mencioné, basada en una fuente confiable, que “El Chicharito” ya valía 30 millones de dólares. Hoy, seis meses después, Javier Hernández debe valer mucho más. Nadie deberá sorprenderse si, muy pronto, él pasa a estar en la lista de los futbolistas mejor pagados del mundo.

A los mexicanos nos debe llenar de orgullo que un joven de Guadalajara triunfe en Inglaterra en la forma en que lo está haciendo Javier Hernández. Habrá “intelectuales”, nunca faltan, que me critiquen por expresar lo anterior. Pero de los acomplejados no vale la pena acordarse, si no por otra cosa, por todo el daño que hacen.

“El Chicharito” nos enorgullece, sin duda, y también nos debe inspirar. Él nos está probando que con esfuerzo se puede alcanzar cualquier meta.

Javier Hernández lo logró sin estar en Twitter, aunque, eso sí, varias veces, cuando ha metido goles “El Chicharito” ha sido TT mundial. Espero que vuelva a serlo cuando el Manchester derrote al Barcelona. En México, por supuesto, todos estaremos con el equipo inglés porque, aunque muchos en nuestro país queremos al Barça, esta vez no imagino a ningún mexicano apostando a favor del cuadro catalán. 

1 comentario:

Anónimo dijo...

Naty, el fútbol no eso rentable en dinero, lo es en otras cosas que cuando
Te vea te doy toda la información.